Con un tamaño que supera 5 veces el de Reino Unido, Sudáfrica es con mucho el país africano que mayor número de espacios protegidos ostenta. En total entre parques y reservas, ya sean públicos o privados dispone, de 405, que ocupan más de 66000 kms2 lo que supone un 5,6% de la superficie total del país. Gracias a sus impresionantes paisajes naturales, a su espectacular fauna y a sus cosmopolitas ciudades, Sudáfrica recibe más turistas que ningún otro país del África subsahariana y moverse por el país es muy fácil gracias a sus imponentes infraestructuras.

Históricamente, Sudáfrica es un país el cual al mencionar su nombre lo primero que nos viene a la cabeza es la palabra Apartheid (“estado de separación”). Gracias a la labor de personas como Nelson Mandela y Oliver Tambo entre otros pusieron fin a este régimen logrando en 1994 las primera elecciones libres y democráticas de su historia. Hoy en día, la palabra Sudáfrica viene asociada, no sólo por albergar el mundial que dio a España la primera copa del mundo de fútbol, sino también por su enorme fauna y por los “Big 5”, ya que seguramente el país albergue más posibilidades que ningún otro de poder avistar a los 5 grandes. En general , el país posee más de 800 especies de aves y algunos de sus parques y reservas constituyen uno de los últimos santuarios del amenazado rinoceronte negro. El Parque Nacional de Kruger, la joya de los parques sudafricanos, es con total seguridad uno de los parques más magníficos del continente.

Muchos de los parques y reservas que hay en el país están cercados para evitar los conflictos entre animales y personas. El turismo generado por los safaris fotográficos además de constituir una importante entrada de divisa para el país, constituye una importantísima fuente de ingresos para el mantenimiento y cuidado de estos parques y reservas. El dinero gastado en estos parques es reinvertido en los mismos parques para su cuidado y conservación.

La gran mayoría de los parques más importantes se hayan bajo el control de la South African National Parks Board (SAN), salvo los localizados en KwaZuluNatal que los gestiona la KZN Wildlife. Todos los parques cobran una cuota por entrar denominada “cuota de conservación”, su precio dependerá del parque que se pretenda visitar, así el Parque Nacional de Kruger por ejemplo tiene un coste diario de 16US$. Aquellos que pretendan visitar varios parque igual les compensa adquirir en las oficinas de la SAN un carnet para ver varios (Wild Card SAN Parks) en el que te puedes ahorrar algunos dólares.

Sudáfrica es uno de los principales países del mundo con mayor biodiversidad ecológica. Más de 20 mil especies brotan de su suelo, lo que supone un 10% del total mundial; además es el único país del mundo que alberga entre sus fronteras uno de los seis reinos florales que existen. A pesar de esto, el país no está exento de grandes retos. La gran mayoría de su población vive en zonas desarrolladas y el crecimiento demográfico va en aumento. Uno de los mayores retos del país es saber acoplar este crecimiento sin perjudicar al medio ambiente. Otro problema añadido lo supone el agua, ya que el país apenas recibe un promedio de 500mm de agua anual, por lo que las sequías se suceden año tras año. La construcción de presas de momento está solucionando el problema.

Geográficamente, el país tiene fronteras con Namibia, Botsuana, Zimbabwe, Mozambique y Swazilandia además de Lesotho que se haya enclavado dentro del país. Sus capitales son Pretoria (administrativa), Bloemfontein (judicial) y Ciudad del Cabo (legislativa). Es un país multiracial donde casi el 80% son de ascendencia negra. Su diversidad de culturas, religiones y creencias son amplias. Es uno de los países fundadores de la Unión Africana que además cuenta con la mayor economía del continente.

Clima.-

El país cuenta con uno de los climas más templados de todo el continente, por lo que a decir verdad puede ser visitado en cualquier época del año. El invierno tiene lugar entre los meses de junio a septiembre y es cuando el clima es más frío, pero seco y resulta ideal para el desarrollo de actividades al aire libre. Durante esta época la vegetación es menos densa y los animales se concentran entorno a los puntos de agua por lo que resulta la mejor época para su avistamiento. En los highveld (mesetas de más de 1500 mts de altitud) orientales, las noches suelen ser frías y despejadas. Por otro lado, el verano que tiene lugar desde finales de noviembre hasta el mes de marzo suele venir acompañado de lluvia y, en ocasiones, bastante niebla; en los lowvelds (llanuras costeras) el calor suele ser sofocante al igual que en las costas del océano índico donde la humedad es bastante elevada.

La temporada alta suele darse en Navidad hasta primeros de enero y en Semana Santa. Durante estas fechas los parques se llenan por lo que se antoja necesario efectuar reserva previa si se pretende viajar en estas fechas. Además los precios suelen subir.

La mejor época para visitar el país es la comprendida entre mediados de septiembre hasta noviembre que coincide con la primavera y los meses de abril y mayo que coinciden con el otoño. Para observar la fauna la mejor época es la comprendida entre los meses de junio a septiembre que es cuando el frío y seco invierno hace mella en los parques. En esta época el follaje es menos denso y los animales se suelen concentrar alrededor de los abrevaderos en busca del líquido elemento.

Alojamiento.-

El país cuenta con casi toda seguridad con la mayor red alojativa del África subsahariana y la hay para todos los bolsillos. Las mejores opciones para los que buscan algo económico lo constituyen los campings y albergues aunque la gran mayoría de establecimientos de esta categoría se concentran principalmente en las ciudades de mayor atracción turística y en los principales parques y reservas. Por un poco más tendremos los B&B que suelen oscilar entre categoría económica y de precio medio pero su calidad suele ser bastante alta. Por encima de todos estos encontraremos los lodges. Sudáfrica cuenta con una de las mejores redes de lodges del continente, sobretodo los ubicados en plena naturaleza ya sean en parques o reservas. Los servicios que ofrecen son muy buenos en general y su calidad no tiene nada que envidiar a los europeos o norteamericanos siendo incluso más baratos.

Hay que tener en cuenta, que los precios difieren muchísimo de si nos encontramos en temporada alta o baja, sobretodo el los lodges. Los meses de diciembre, enero así como Semana Santa pueden llegar a costar el doble que en temporada baja por lo que la reserva con antelación se antoja indispensable, máxime si lo que queremos es visitar parques.

Otros datos de interés.-

moneda: Rand sudafricano (ZAR) 1 euro = 9,58 ZAR (01.08.11)

embajada Sudáfrica en España:

Embajada de Sudáfrica en Madrid:

Oficina:

Embajada

Calle:

Edificio Lista, Calle de Claudio Coello 91-6, Cor of J Ortega Y Gasset

Ciudad:

Madrid

Provincia / Estado:

Madrid

País:

España

Teléfono/s:

(+34-91) 4363780

Fax:

(+34-91) 5777414

Mail:

Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

Página Web:

www.sudafrica.com

Embajada española en Sudáfrica:

Dirección: 337 Brooklyn Road Menlo Park Pretoria 0102.
P.O.B.: 35353.
Pretoria 0001.

Teléfono desde España: 
00 27 12 460 01 23 (ext. 116/117)

Teléfonos desde Sudáfrica: 
012 460 01 23. (ext.116/117)

Teléfono de emergencia consular:
0027 (0) 76 114 61 51 (Si se encuentra Ud. en las provincias de Gauteng, Free State, North West, Limpopo o Mpumalanga).

Fax desde España: 
00 27 (0 )12 460 22 07

E-mail:
Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.">Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

Visado: Los ciudadanos españoles al igual que los precedentes de países de la Commonwealth así

como de Japón o EEUU que visiten el país como turistas no requieren de visado alguno. Un permiso de entrada gratuito con una duración de hasta 90 días les son emitidos al llegar al país.

Vacunas: no existe ninguna vacuna obligatoria para entrar en el país, pero todas aquellas personas que provengan de países incluidos dentro del llamado “cinturón de la fiebre amarilla” les será requerido el certificado de vacunación internacional contra esta enfermedad. Otras vacunas recomendadas son la tifoidea, hepatitis A+B y difteria-tétanos. Hay que tener en cuenta que el país es uno de los más azotados del mundo por el virus del VIH. Antes de viajar es conveniente visitar el centro de vacunación internacional más cercano.

Paludismo: Existe riesgo de paludismo, principalmente de P. Falciparum en ciertas regiones del país como son la Provincia de Mpumalanga (donde se encuentra el Parque Nacional de Kruger), las provincias del norte y nordeste de KwaZuluNatal hasta el río Tugela al sur. El riesgo suele ser mayor entre los meses de octubre a mayo y se han detectado resistencia a la cloroquina y a la sulfadoxina-pirimetamina, con lo que un buen tratamiento antipalúdico se antoja necesario. Más información acudir al centro de vacunación internacional más cercano o en Sanidad Exterior.

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Para saber más sobre las cookies que usamos y como borrarlas, vea nuestra política de cookies.

  Acepto las cookies de este sitio.